Agenda

Arte y Cultura

Autos

Beleza y Algo Más

Clasificados

Columnas

Deportes

Directorio Legal

Educación

Horóscopo

Medicina

Serv. Especializados

Las Criollas de Caguas celebran un punto durante el desafío efectuado el sábado en el Coliseo Héctor Solá Bezares del Valle del Turabo.

Caguas chocará con Humacao en la final de COPUVO

Las Criollas disputarán el cetro nacional 2016 luego de eliminar a Villalba

Por: Jorge L. Pérez / JPG Media Group
Fotos: Pepo Pereira / JPG Media Group

Las Criollas de Caguas barrieron en dos juegos a las Avancinas de Villalba el fin de semana para avanzar a la serie final por el campeonato femenino de la Confederación Puertorriqueña de Voleibol (COPUVO).
En la serie campeonil, programada a un máximo de cinco juegos y prevista tentativamente para comenzar este fin de semana en Humacao, las Criollas se medirán a las Orientales, quienes a su vez eliminaron en dos juegos a Juana Díaz en semifinales.
La semifinal comenzó el coliseo Héctor Solá Bezares, donde las Criollas, como locales, abrieron su serie de 3-2 contra las Avancinas con una victoria en cuatro sets. Los parciales fueron 25-22, 12-25, 25-21 y 25-20.
El domingo, en el coliseo José Ibem Marrero de Villalba, Caguas se impuso con marcadores de 25-23, 25-22, 27-29 y 25-21, para llevarse el triunfo y el pase a la gran final.
Glorivee Vázquez anotó 14 puntos en la importante victoria, Keila Rodríguez y Millianett Mojica contribuyeron 10 cada una, y Lizzie Cintrón sumó cinco tantos con cuatro bloqueos.
“El equipo está en su mejor momento”, dijo el dirigente Giovani Gálvez. “Se está jugando mucha defensa, que es lo importante, y el servicio ha estado súper, además de que estamos sin lesiones. Debe ser una serie cerrada contra Humacao”, adelantó.
Ambos sextetos han probado ser los mejores de esta temporada, terminando los dos con marca de 9-1 en la temporada regular e infligiéndose uno al otro su única derrota del torneo, aunque Humacao se clasificó en el primer lugar por ‘goal average’.
Ambos sextetos, además, barrieron a sus oponentes en dos partidos en sus primeras dos series de la postemporada.
Pero independientemente de hasta dónde lleguen estas Criollas, que ahora tratarán de emular a las triple campeonas del voleibol superior femenino, hace rato que llenaron su cometido para su apoderado, Miguel Rodríguez. “La intención principal de este equipo es la de servir para que las jugadoras de preparen y pongan en condiciones para la temporada de Superior”, dijo Rodríguez, quien fundó el equipo para la temporada de 2015 cuando surgió el deseo de que hubiera una franquicia de Caguas en la COPUVO. “Creo que debe ser también el objetivo principal de toda la liga”, señaló Rodríguez. La temporada de COPUVO se celebra en una fecha ideal, puesto que sus postrimerías, como ocurre ahora, coincide con el inicio de las prácticas de la Liga de Voleibol Superior Femenina, cuya temporada está señalada para comenzar el 25 de enero de 2017, y donde precisamente las Criollas saldrán en busca de su cuarto cetro seguido.
“Las jugadoras que hayan jugado en COPUVO deben llegar en mejor condición que aquellas que no lo hayan hecho”, dijo Rodríguez, cuya hija, la estelar Keila Rodríguez, recientemente canjeada de Naranjito a Carolina en la LVSF, milita con el sexteto de COPUVO, junto a otras jugadoras establecidas en la liga mayor como Mojica y Cintrón.
Pero este año quien más pudiera beneficiarse de la experiencia, según Rodríguez, es la líbero Adriana Viñas, natural de Cupey.
De 5’5” de estatura, Adriana ha brillado espectacularmente con las Criollas.
“Es una jugadora del calibre de una Shara Venegas”, dijo Rodríguez, mencionando a la estelar líbero de las Criollas de superior y de la Selección Nacional.
“Igual que Shara, Adriana era una esquina espectacular que, según fue subiendo de nivel, la estatura se le quedó atrás y terminó moviéndose a la posición de líbero”.
Este año, Viñas completó su cuarto año de elegibilidad colegial en la NCAA con la Universidad de Long Island en la Conferencia del Noreste, donde en tres de sus cuatro temporadas quedó seleccionada como la mejor líbero de su liga.
“¿Qué si tiene el calibre para jugar Superior? ¡Claro que sí!”, dijo Rodríguez.
Aunque Rodríguez pensó que tal vez por ser líbero Adriana no sería escogida en las primeras rondas, porque los equipos prefieren seleccionar jugadoras de esquinas o centrales, el resultado fue otro. Evidenciándose tal vez el hecho de que los equipos de Superior están conscientes de su calidad, el domingo pasado durante el Sorteo de Novatas de la LVSF 2017, Viñas fue la cuarta selección de las Gigantes de Carolina.

   

 

Quienes somos

Edición Impresa

Area de Cobertura

Agenda

Arte y Cultura

Autos

Belleza y algo más

Clasificados

Columnas

Deportes

Directorio Legal

Educación

Horóscopo

Medicina

Servicios Especializados

Contactenos